Julian Assange dijo que el gobierno de Correa no tiene miedo a aferrarse a principios

Prensa Latina
Quito, 18 sep (PL).- El periodista australiano Julian Assange afirmó que el gobierno del presidente Rafael Correa ha demostrado que no tiene miedo a aferrarse a sus principios de soberanía nacional y a la valoración de los derechos humanos.
La aseveración la hizo Assange en una entrevista con la agencia ecuatoriana de noticias Andes en la embajada de este país en Londres, donde permanece el fundador de WikiLeaks desde el 19 de junio pasado.

El ahora protegido por el Estado de esta nación suramericana afirmó que aunque recibió ofertas para asilarse en otros lugares, escogió a Ecuador tras considerar sus alianzas regionales y que bajo la administración de Rafael Correa era una mejor situación.

Destacó entre los valores del gobierno ecuatoriano su soberanía, independencia, coraje, valores democráticos, exclusividad y la valoración por los derechos humanos.

En su opinión, ya se han ganado dos victorias importantes, una es la declaración formal del asilo, lo cual proporciona un grado de protección política y legal en contra de las persecuciones de los Estados Unidos en su contra y de los integrantes de WikiLeaks.

La otra fue la victoria en contra del Reino Unido, cuyas autoridades amenazaron con invadir la embajada de Ecuador los días 18 y 19 de agosto pasado, lo que generó un apoyo internacional unísono a favor de este país.

Expuso que su tarea primordial es mantener a salvo a los miembros de WikiLeaks de cualquier ataque de Washington.

"Es decir, exigir a Estados Unidos hacer las cosas bien y que abandone su campaña en contra de nosotros. Una vez que esto lo hagan, sus aliados militares del Reino Unido y de Suecia también lo harán", aseveró.

Manifestó que sus energías están consumadas en mantener una fuerte organización que esté en contra de ataques políticos económicos, legales y extralegales, y denunció que ésta es sujeto de bloqueos económicos desde Washington.

Refirió que no se imaginaba dentro de una embajada por la publicación de los cables diplomáticos, pero sabía que sí espera la fuerza de los ataques en contra suya y de WikiLeaks.

"Si uno cree en algo, uno tiene que pagar el costo. Los ideales tienen su costo; tal como comprar casas o leche. Yo he pagado un costo, pero incluso al doble de precio, este precio es una ganga", afirmó.

Según Assange, su único arrepentimiento y lo que más lamenta es que es un costo que sus hijos no acordaron pagar, "pero ellos también deben tener padres y entornos políticos que puedan respetar".

Ecuador espera abordar el tema de la situación del australiano con el Reino Unido la próxima semana en la Asamblea General de la ONU, a fin de lograr un salvoconducto para que éste pueda viajar a Quito sin ser arrestado y extraditado a Estados Unidos.

Las autoridades británicas señalan que están en el deber de enviar a Assange a Suecia, donde debe responder por presuntos delitos sexuales.

La indagatoria en curso podría dar un giro debido a que en uno de los dos preservativos presentados como evidencias en su contra no se encontraron huellas de ADN de Assange.

El fundador de WikiLeaks niega que las dos relaciones sexuales por las que se les investiga no fueron consensuadas.

lac/yp

Arroyito de Noticias

Arroyito de Noticias
El Barrio